Los Prestamos “Gota a Gota”, una nueva modalidad de usura

Judiciales 21 de junio de 2018 Por ExpresoJudicial
Advierten que detrás de estos microcréditos se esconden organizaciones delictivas vinculadas al crimen organizado.
prestamosgota

Los denominados préstamos “por goteo” o “gota a gota” son microcréditos cuya tasa de interés puede hasta quintuplicar a la de las entidades financieras o tarjetas de crédito. Su cancelación es exigible en cuotas diarias, semanales o mensuales y con nulos requisitos de acceso.

La Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavado de Activos (Procelac) ha advertido sobre organizaciones delictivas que están detrás de esta modalidad de usura, vinculadas al lavado de activos, la trata de personas y el crimen organizado y que pone en riesgo no sólo el patrimonio de los eventuales damnificados, sino también la integridad física y hasta la propia vida en caso de incumplimiento.

Tras haber detectado un importante número de hechos en diversas jurisdicciones del país, en su mayor parte vinculados a una organización delictiva integrada por ciudadanos extranjeros, la Procuraduría brinda información tendiente a la identificación temprana de este tipo de delitos y los canales para efectuar la correspondiente denuncia.

Entrega exprés: el cliente recibe el dinero rápidamente (entre $2.000 y $60.000) sin exigírsele garantías o avales, prácticamente a sola firma. Fuera de toda regulación: al estar fuera de la regulación del Banco Central de la República Argentina –único organismo encargado de autorizar la intermediación financiera- no existen límites a las condiciones que se le imponen.

Fachada: la totalidad de los casos registrados en el ámbito local tiene como denominador común el ofrecimiento de pequeñas sumas de dinero por parte de vendedores ambulantes de muebles, actividad que actúa como fachada para poder operar.

 Tasas abusivas: la cancelación del préstamo se efectúa a tasas que pueden llegar a quintuplicar a la oficial. Las cuotas son periódicas (diarias, semanales o mensuales) y el cobro es realizado en forma personal por el prestamista o un emisario de éste.

Publicidad: este tipo de préstamos son ofrecidos por personas o firmas sin más estructura que una dirección de correo electrónico o un número de teléfono, utilizando como canal de publicidad las redes sociales.

Violencia: quien adquiere estos préstamos y no cumple, queda atrapado en un circuito usurero, cuya organización despliega una metodología de cobro   que incluye hostigamientos, amenazas y hasta el uso de violencia física.

Extorsión: en caso de no poder cancelarlo, se activa un mecanismo de coacción, que obliga al deudor a conseguir el ingreso de un nuevo cliente para poner fin a la cadena de hostigamiento.

Delitos asociados: según los indicios que se tienen, el dinero que utilizan provienen de actividades ilícitas ejecutadas por la propia organización delictiva, tales como la trata de personas con fines de explotación laboral.

La Procelac, que es un organismo del Ministerio Público Fiscal de la Nación, sugiere a quienes se consideren víctimas de este tipo de delitos o tengan conocimiento de su realización a terceros, que pueden formular sus denuncias en las fiscalías federales de su jurisdicción provincial, detallando, en lo posible, los hechos ilícitos denunciados y las personas que hubieran participado de ellos y las pruebas que puedan servir para acreditarlos. Ello mismo puede hacerse en Capital Federal en cualquiera de las fiscalías federales.

Fuente: Fiscales.gob.ar

Te puede interesar