Capital: ¿Cuantas víctimas más debe haber en la Avenida 9 de julio para que se tomen medidas?

Columnistas 02 de enero de 2019 Por
En un nuevo hecho de inseguridad, le amputan la pierna a un turista sueco luego de ser baleado en un intento de robo.
9dejulio

Es insólito lo que está sucediendo en la Avenida 9 de Julio, en pleno centro de la Ciudad de Buenos Aires.

Los delincuentes se han adueñado de la principal avenida porteña sin que la policía metropolitana tome las medidas preventivas necesarias para alejar a los malvivientes que atacan una y otra vez a inocentes desprevenidos.

No se trata de una villa o un barrio en las afueras de la Ciudad. Estamos hablando de una avenida emblemática por la que circulan millones de personas diariamente. Y, que además, es un punto obligado de visita para los turistas.
Hace no demasiadas semanas, se denunciaban bandas de jovencitos que rompían vidrios de autos, para golpear y asaltar a conductores (entre otros delitos) y la verdad que no sabemos que se hizo al respecto.

Hoy estamos hablando de un hecho más de violencia en las calles. Un turista sueco, en un intento de robo, fue baleado en una de sus piernas el pasado 30 de diciembre.

La víctima fue trasladada de inmediato al Hospital General de Agudos Dr. Cosme Argerich donde fue sometido a varias intervenciones. Lamentablemente su miembro inferior debió ser amputado el día martes 1 de enero.

El caso es seguido por el Personal de la Coordinación Operativa de Emergencias y Contención Psicosocial de la Defensoría del Pueblo porteña, quienes le brindaron asistencia tanto a él como a su pareja.

Los reclamos de los vecinos se suceden una y otra vez, y nos parece que es hora que el Gobierno Porteño adopte las medidas conducentes, entre ellas, aumentar la presencia de efectivos y de móviles policiales para lograr un efecto disuasivo que erradique o al menos disminuya la acción de estas bandas de delincuentes.

Seguiremos el tema muy de cerca a lo largo de los próximos meses e Invitamos a los vecinos para que nos escriban y nos comenten sobre situaciones que les pudo haber tocado vivir.

Por Esteban González

Te puede interesar