La Corte Suprema volvió a fallar por la inconstitucionalidad del cobro del Impuesto a las Ganancias a los jubilados

Judiciales 08 de mayo de 2019 Por
Con el voto mayoritario de los ministros Highton de Nolasco, Maqueda, Lorenzetti y Rosatti, el Máximo Tribunal dispuso que no puede retenerse ninguna suma por este impuesto en los haberes jubilatorios
corte
corte

La Corte Suprema de Justicia de la Nación, en su acuerdo de este martes (7 de mayo) se pronunció nuevamente por la inconstitucionalidad del cobro del Impuesto a las Ganancias sobre el haber jubilatorio.

Lo hizo en una serie de causas, iniciadas por personas jubiladas que, a la fecha, se encuentran en edad avanzada y/o padecen problemas de salud. En todas ellas sentenció por remisión a lo ya resuelto, el 26 de marzo pasado, en el precedente FPA 7789/2015/CS1-CA1 y FPA 7789/2015/1/RH1 – “García, María Isabel c/ AFIP s/ acción meramente declarativa de inconstitucionalidad”.

En el citado precedente, con el voto mayoritario de los jueces Elena Highton de Nolasco, Juan Carlos Maqueda, Ricardo Lorenzetti y Horacio Rosatti, se declaró la inconstitucionalidad del Impuesto a las Ganancias sobre las jubilaciones y pensiones (arts. 23, inc. c; 79, inc. c; 81 y 90 de la ley 20.628, texto según leyes 27.346 y 27.430), al revisar la situación de una jubilada de la Caja de Jubilaciones y Pensiones de la Provincia de Entre Ríos. 

Los jueces entendieron que el caso debía ser resuelto basándose en la naturaleza eminentemente social del reclamo que había efectuado la actora, y considerando la igualdad real de oportunidades y de trato a favor de los jubilados, como grupo vulnerable que garantizó la reforma constitucional de 1994. El envejecimiento y la enfermedad son causas determinantes de esa vulnerabilidad y que obligan a los jubilados a la necesidad de contar con mayores recursos para no ver comprometida su existencia y calidad de vida.

Sostuvieron que  la mera utilización de la capacidad contributiva como parámetro para establecer impuestos a los jubilados y pensionados no era suficiente al no tener en cuenta la vulnerabilidad de los jubilados que ampara la Constitución Nacional.

Concluyeron que el texto actual de la ley es insuficiente y contrario al nuevo mandato constitucional, por lo que no puede retenerse ninguna suma por Impuesto a las Ganancias de los haberes jubilatorios de los demandantes hasta tanto el Congreso Nacional dicte una ley que revea la situación de las jubilaciones ante este impuesto.

Además dispusieron que los montos retenidos desde la interposición del reclamo, deben serle reintegrados a los actores.

Por su parte, el  juez Rosenkrantz votó en disidencia. Entre sus argumentos sostuvo que las normas de la Ley del Impuesto a las Ganancias que establecen que las jubilaciones y pensiones se encuentran alcanzadas por dicho impuesto son, en principio, constitucionales.  Y que no se demostró la inconstitucionalidad ni irrazonabilidad del pago del impuesto en el caso de las actoras.

Además sostuvo que las jubilaciones son renta gravada y que el legislador goza de amplia discreción para determinar los hechos imponibles.

Expresó que el cobro del gravamen a los jubilados no supone una doble imposición, ya que los aportes previsionales son deducibles del impuesto durante la actividad laboral, y que el gravamen no es violatorio del art. 14 bis de la Constitución Nacional

Por último, consideró que tampoco existe una prohibición constitucional de gravar las jubilaciones y pensiones en los tratados de derechos humanos que han sido ratificados por Argentina ni en la jurisprudencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

Fuente: Centro de Información Judicial

 

 

Te puede interesar